Aventura Vía E-mail Expedición al Avión de Los Uruguayos
Gentileza de Carlos Lanfredi (Primera entrega)
Click para agrandar la foto
Querido Germán: Sigo en otro cyber. Te escribí hasta el viernes 7. Retomare allí. La llame a Claudia y las nenas. Esperaban mi llamado. Me gustó escucharlas. Fatima me pidió le trajera algo del avión. Le llevo una punta de flecha de indio, que me regalo Marcos, de su colección. En realidad Marcos me había dicho que tenia una medalla con una cadena de oro, perteneciente a una señora que falleció la primera noche del avión. Yo le pedí que me la cambiara por mi maquina fotográfica (vieja), pero me explicó que la quiere enviar a los hijos de esta señora. Le propuse alquilársela por un año: le daba mi máquina, me llevaba la cadena y medalla, y se las hacía llegar luego a los dueños, en Maldonado, Uruguay. Y lo consulto con el jefe Edgardo y le dijo que iban a quedar mal con Canesa y Parrado, que vienen el 21 de febrero, con sus hijos a realizar esta excursión. Si te acordas, ellos son los que atravesaron la cordillera hacia Chile tardando 9 días, y salvaron al grupo.
Para Rosario le llevo una conchilla fosilizada del mesozoico. Mañana iré al museo local, donde hay mucho para ver. Incluso, en la excursión al volcán Overo las que realizaron Mario y Bettina, de la misma duración que la nuestra, subiendo dos días más se llega, a los 4.000 metros de altura, a una ruinas indígenas, donde hay 100 pircas, o ex casas que se usaban para cazar guanacos, que hace 200 o 500 años recorrían la zona en manadas de 3.000 ejemplares. Ese lugar se descubrió hace 5 años. O sea, se empezó a excursionar científicamente, porque en realidad los baqueanos de la zona lo conocen hace mucho. El fósil me lo regaló nuestro arriero Quintín Veron. Me dijo que en su casa tenía algunos, y cuando fuimos a dejarlo, me mostró, y como observó mi interés, me lo regaló. La información la estoy largando algo desordenada.

Segunda entrega el día 24/2/2002
Click para ver la segunda parte de esta nota


  Chivito del Valle Grande (por Alberto Francese)
Conocido en otros lugares del país como "cabrito", el chivito es un cachorro de caprino, apto para su consumo cuando alcanza los 5 o 6 kg. Este animalito tiene sabor de acuerdo a la zona donde se críe y según el tipo de pasto que consume la cabra que le provee como único alimento su leche. La época de carneo va desde el mes de diciembre hasta los primeros días de marzo, después de esa fecha, comienzan a comer pasto y a tomar agua con lo que se modifica su sabor, por lo tanto para disponer de éstos chivitos fuera de esa época es necesario carnearlos en los primeros días de marzo y conservarlos en frezzer para el resto del año, no perdiendo por ello su sabor (generalmente se carnea el chivito macho dejando a las hembritas para reproducción). Alrededor del 1º de mayo de cada año se sueltan los sementales para que cubran a las cabras para obtener la próxima cría, una vez logrado el cometido éstos sementales vuelven a ser separados del piño (manada) Generalmente se come a la parilla, es un exquisito manjar y se acompaña con ensalada y un buen vino sanrafaelino.

  Orígenes del Río Atuel (por Gonzalo Tortosa)
Click para agrandar la fotoEl río Atuel nace en las faldas del puerto de las Leñas en los arroyos Cobre y Tordillo, a 4.000 metros de altitud, en el departamento de San Rafael provincia de Mendoza. Los aportes iniciales que recibe de los arroyos de montaña confluyen en la laguna Atuel. Desde allí desciende y se le unen las aguas del río Salado así llega hasta el lago El Nihuil donde es contenido por el Dique de mismo nombre el cual forma un espejo de agua de 9600 hectáreas de superficie apta para la practica de deportes. Comienzo y descripción. Es aquí en El Nihuil, precisamente en la Garganta del Diablo aguas abajo del dique donde comienza el majestuoso Cañón del Atuel. Cañón esculpido en la Sierra Pintada por la fuerza creadora del agua y el viento quienes como grandes realizaban su tarea modeladora, tarea esta superior a la realizada por ningún hombre. Es posible así encontrar recorriendo el Cañón formaciones que poseen un gran parecido al Sillón del presidente Rivadavia, o se asemejan a una Procesión de Monjes, a Elefantes, a un Búho, a jardines colgantes, entre otras, las cuales son obras netamente naturales pues carecen de la intervención de la mano humana. Es aquí donde se observa la magnitud de las fuerzas creadoras y destructoras de la naturaleza y es aquí entre tanta majestuosidad donde el hombre puede descubrir lo pequeño que es con relación a toda la creación. El Cañón es posible recorrerlo por su interior gracias a la ruta que lo atraviesa y que nos permite descubrir la infinidad de colores que van desde verdes, amarillos, rojos grises intensos o leves hasta marrones o negros producto esto de la combinación de sales de distintos minerales que se asociaron en su formación. La variedad de texturas y formas también es posible verla y ellas son producto de la unión que realizaron rocas de diferentes durezas, volcánicas, sedimentarias y metamórficas que tuvieron su origen en distintas eras geológicas.

 


 
DDN 02627
DDI 54-2627
Distancias desde:
Buenos Aires
990
Rosario
890
Córdoba
685
San Luis
273
Mendoza
232
San Juan
407
Neuquén
605
Bahía Blanca
870
Paraná
924
Santa Rosa
543